domingo, 5 de junio de 2016

LA FAMILIA, SU ROL SOCIAL Y QUE FACTORES LA DEBILITAN

LA FAMILIA, SU ROL SOCIAL Y QUE FACTORES LA DEBILITAN
Por: Pavlusha K. Luyando Joo

luyandojoo@yahoo.com
 
La familia en el matrimonio cumple un rol social fundamental, al ser la célula básica de la sociedad y el  lugar donde el individuo empieza a recibir la formación de valores que definirá en gran parte su conducta cuando adulto.

Lamentablemente; hoy somos testigos de cómo muchas familias están enfermas y no cumplen su rol encomendado. Al  parecer las necesidades, el ritmo agitado y las preocupaciones económicas por el futuro  y los nuevos conceptos desvalorizantes de la familia hacen  mella de ella.
Esto trae como consecuencia un olvido del presente enfriando de esta forma las relaciones entre los miembros de la familia.

Una familia estable, produce individuos coherentes, fieles y comprometidos que van a influenciar positivamente en la sociedad, ya que se necesitan individuos con estas características, para que una nación progrese.
Otros, con personalidad violenta e inestable provienen justamente de relaciones familiares violentas en donde campea la inestabilidad psicológica; lo que trae como consecuencia agresividad social. El clima familiar favorece a ello.

La ausencia de la madre o el padre tanto física, afectiva o espiritualmente, priva a los hijos de un modelo adecuado de familia, por ello la familia es un bien altísimo que debe ser protegido por la leyes y por nosotros mismos.

Uno de los errores más grandes  de la cultura moderna, es la poca o nula importancia que se le presta a la familia. Un reflejo de esta actitud, se expresa en la forma banal en que se afrontan las crisis familiares; sin diálogo, sin perdón, sin sacrificios de por medio. Esto explica por qué hoy la familia y sus integrantes se han convertido en individuos desechables con fecha de caducidad; muy parecido a un producto del mercado.

La familia tiene capacidad de educar en virtudes, de proteger, de enseñar con obras que es el sacrificio; es decir la familia ayuda a madurar, nos convierte en mejor persona.

Da la impresión que cada vez menos personas sueñan con estos proyectos de grandeza, da la impresión que no se quiere ser mejor y que para muchos la informalidad es el mejor medio para convivir.


domingo, 10 de abril de 2016

ACTIVISMO Y SILENCIO

Activismo y Silencio 
Por: Pavlusha K. Luyando
Lima-Peru

A veces los cristianos confundimos activismo con espiritualidad, dos palabras con significados distintos y complementarios al mismo tiempo. Por lo general, es el activismo lo que ocupa mayormente las actividades del cristiano en la parroquia en desmedro de su espiritualidad.
El activismo se puede definir como la dedicación intensa a una acción determinada. En el activismo la estimación primordial es la acción.

Los conceptos de “éxito”, “emprendimiento”, “productividad” y otros más, incentivan a pensar que para el individuo son obligatorias  la hiperactividad y las ocupaciones sin fin; visión diseñada a procurar beneficios materiales. La pausa reflexiva, la contemplación, la vida religiosa; Incluso la vida familiar son consideradas pérdida de tiempo “porque son improductivas”.

Esta visión se ha venido filtrando durante años en los ámbitos cristianos y se ha pretendido introducir a la vida pastoral estos conceptos, prácticamente sin resistencia alguna. Esto ha tenido como resultado, -en los ámbitos católicos-, una especie de fe light o algo por el estilo, que se caracteriza por la poca profundidad en las intervenciones pastorales.

Sin una vida espiritual coherente, sin momentos de oración y contemplación; es decir sin pausas de Fe; no habrá profundidad ni inspiración y no habrá frutos verdaderos por más que se hagan mil actividades pastorales.
El fruto lo recibimos del altísimo en los momentos que nos entregamos en la capilla frente al sagrario, en la oración personal, en la tarea que recibimos en el silencio. Porque en el silencio se escucha mejor la voz de Dios.

En estos tiempos debemos conjugar la acción y la contemplación, pero nuestra primera tarea debe ser recoger "ese esencia fundamental" en la oración, que no es más que la verdad de Dios.

Durante siglos, la oración y la contemplación han sido las herramientas fundamentales del católico, de allí que el impacto de las acciones hasta ahora es enorme sobre las conciencias.

jueves, 11 de febrero de 2016

La OMS reconoce que no existe correlación entre el zika y la microcefalia ¿se puede seguir confiando del todo en la OMS?

La OMS reconoce que no existe correlación entre el zika y la microcefalia 
Fuente: CitizenGo,
¿Por qué han decretado la alarma mundial y reclamado a los países que cambiemos nuestras leyes de aborto?
El miércoles 3 de febrero del 2016  hubo una reunión de la OMS. La conclusión que transmite la OMS es que ACTUALMENTE NO SE PUEDE AFIRMAR QUE EXISTA CORRELACION ENTRE EL VIRUS Y LA MICROCEFALIA de bebés.
Aún así, hay quien sigue aprovechando la crisis del Zika para promover el aborto.
Los altos funcionarios de la OMS aseguran que, pese al incremento de casos de microcefalia declarados, la inmensa mayoría de los casos de microcefalia detectados en Brasil son posibles -incluso probables- FALSOS POSITIVOS, es decir, no son casos reales de microcefalia sino que se pueden deber a otras causas como razones genéticas o incluso deficiencias alimentarias.

Además, entre aquellos que se declaran enfermos de Zika no está demostrada su correlación con la muerte. Sólo hay 5 casos probados de muertes de bebés cuya madre sufría zika, pero no se ha demostrado la relación causa-efecto.
Curiosamente ni una palabra sobre el aborto o la eufemística ‘salud sexual y reproductiva’. ¿Por qué entonces la OMS llamaba a los estados a “rectificar y modificar sus leyes” de aborto?

Los técnicos de la OMS reconocen no tener información concluyente del Zika ni de su relación con microcefalias de bebés. Pero la OMS declara alarma mundial y pide legalizar el aborto. En la reunión, algunos países africanos se mostraron molestos por la culpabilización pública a África cuando apenas ha habido dos casos reportados en las últimas décadas.
Un representante africano se preguntaba por qué la OMS sin apenas información ni datos concretos y concluyentes decretó la alarma mundial. “Hay muchas preguntas sin responder” fue la expresión de varios diplomáticos.
Y es que en la comunidad diplomática hay muchos que denuncian abiertamente que se esté utilizando el virus del zika para promover la salud sexual y reproductiva, incluido el aborto.
Resultado de imagen para zikaCuriosamente Brasil –el país supuestamente más afectado- mantuvo una postura más plana, sin reclamar aborto. En cambio, Colombia -que ha reconocido no haber reportado casos de microcefalia- apunta como solución la anticoncepción y reiterando la necesidad de una intensa campaña de educación sexual y de la salud sexual y reproductiva.
Es increíble. Declaran la alarma mundial, pero no tienen NINGUNA información concluyente.

La estrategia parece clara. Grupos feministas, princialmente Women´s Link Worldwide de Mónica Roa (EEUU-Colombia) están utilizando el virus “zika” para tratar de promover una legislación más amplia del aborto
La nota oficial de la OMS sobre el virus, de enero de 2016 señala lo siguiente: Sólo uno de cada cuatro sufren síntomas. La tasa de hospitalización es baja Los efectos son leves: fiebre no elevadas y conjutivitis durante 2-7 días.
Sugiere para combatirlo repelentes de mosquito, ropas claras, mosquiteros, limpiar los productos que permanezcan en agua y fumigaciones.
Los pacientes deben estar en reposo, beber líquidos suficientes y tomar analgésicos comunes para el dolor.

Al poco tiempo, los grupos pro-aborto y que promueven el uso de anticonceptivos. hacen del mosquito su mejor aliado y aprovecha la ocasión, he aquí unos ejemplos:
Viceministro de Salud de Colombia, Fernando Ruiz Gómez: “Todos los embarazos en Colombia están considerados ahora mismo de alto riesgo”
Secretario de Salud de Mato Groso del Sur, Nelson Tavares (Brasil): “La cuestión no es (estar) a favor o en contra del aborto sino discutir científicamente cuál va a ser la profundidad que vamos a dar en la cuestión de autorizar el aborto en el caso de microcefalia o anencefalia".

Editorial de Folha de Sao Paolo (uno de los principales diarios brasileros): “Lo más racional sería revisar las normas y despenalizar la interrupción del embarazo. La legislación ya lleva tres cuartos de siglo. Parece justo, además, que se someta el cambio a plebiscito o referéndum, dado su carácter controvertido"
La directora de la OMS, Margaret Chan, se suma a la estrategia del pánico:
“El nivel de alarma de la organización es extremadamente alto por cuatro motivos: primero, por la posible relación del virus con los casos de microcefalia en bebés, por la diseminación internacional que se espera del mismo, por la falta de inmunidad que tiene la población expuesta a él y por la ausencia de una vacuna o herramientas de diagnóstico rápido (…) El virus se expande de manera explosiva”

Todo esto tras reconocer que: No se ha establecido una relación causal entre el Zika y la microcefalia”,  se ha detectado el virus en el líquido amniótico solo de algunas mujeres embarazadas y en el cerebro de bebés fallecidos”

El director de la OMS de las Américas es más explícito en un mensaje de corte eugenésico: “No podemos tolerar que sigan naciendo niños con malformaciones"


Estas noticias se difunden a través de las redes sociales, lamentablemente el público cree a ciegas a una institución tan cuestionada como la OMS….  Un ejemplo? Recuerden lo que paso con la gripe porcina http://larepublica.pe/05-06-2010/denuncian-faenon-en-la-oms-para-favorecer-farmaceuticas (DIARIO LA REPUBLICA 5 de Junio 2010 Lima-Perú)


¿Se puede seguir confiando  en la OMS?

miércoles, 17 de junio de 2015

¿DÓNDE COMIENZA LA VIDA HUMANA?

¿DÓNDE COMIENZA LA VIDA HUMANA?
Fuente: ABC; Autor: JUAN MANUEL DE PRADA

En los seres inanimados el criterio de identidad se cifra en la permanencia de las partes que lo forman; un ser vivo, por el contrario, se caracteriza precisamente porque su entidad material cambia, por su constante interacción con el medio externo; a esto se le llama metabolismo. Los seres inanimados son estables, son siempre lo mismo. Por el contrario, un ser vivo no es siempre lo mismo, su identidad no es estática, sino dinámica; y ese dinamismo -desarrollo metabólico- es lo que lo distingue precisamente de los seres inanimados. Resulta entonces evidente que un embrión es, desde el momento de la fecundación, un ser vivo. Ahora bien, ¿podemos afirman que se trata de vida humana? He aquí la gran pregunta.

La pertenencia a una especie determinada se establecía en otras épocas a través de semejanzas anatómicas y funcionales; y, conforme a este criterio elemental, se concluye que un cigoto no se parece a un hombre. Pero los avances de la biología nos permiten afirmar que la pertenencia a una especie determinada se establece mediante el estudio genético. Todos los individuos de una misma especie tienen una misma configuración genética (aunque la combinación cromosómica sea distinta en cada uno de ellos), nos dice la moderna biología. 

A la luz de sus descubrimientos, puede sostenerse que la vida humana tiene su origen en el cigoto, pues en él ya se halla toda la información genética que, de no mediar interferencias en el proceso, conducirá a la formación de un individuo humano único, distinto a cualquier otro que antes haya existido o vaya a existir. Esto es lo que diferencia al cigoto de cualquier otra célula perteneciente a nuestro cuerpo que, al igual que el cigoto, posea un genotipo humano. ¿Hemos de considerar, por ejemplo, que una célula tomada de cualquiera de nuestros órganos es vida humana? Evidentemente no. Lo que hace del cigoto vida humana es que no forma parte de un organismo humano adulto; ni siquiera del cuerpo materno, ya que su genotipo es distinto del que poseen las células del cuerpo de su madre.


Sobre el desarrollo embrionario de ese cigoto intervendrán posteriormente hormonas maternas; pero estas necesarias aportaciones que favorecen el desarrollo del cigoto activan o inhiben la información genética, en ningún caso la dirigen. Los genes del cigoto reconocen tales aportaciones hormonales, que desencadenan la realización de un programa genético preexistente.

Hay quienes afirman que sólo puede hablarse de vida humana desde que se produce la anidación del cigoto en el útero, puesto que hasta entonces no hay «individualización», como demuestra la posibilidad de gemelos monocigóticos. Pero la existencia de gemelos monocigóticos, fruto de una división del cigoto tras la anidación, no demuestra que el cigoto no sea vida humana; demostraría, en todo caso, que el cigoto puede ser origen de varios procesos vitales. El cigoto posee una esencia constitutiva y singular, aunque su singularidad pueda dar lugar a varios procesos vitales; y esa esencia constitutiva y singular -esto es, un código genético propio, distinto al de sus progenitores- es lo que nos permite reconocerlo, haciendo uso de la racionalidad ética, como miembro de la familia humana. 

martes, 2 de junio de 2015

REFLEXION DE UN DOCENTE UNIVERSITARIO


REFLEXIONES DE UN DOCENTE UNIVERSITARIO
Por: Pavlusha K. Luyando Joo
luyandojoo@yahoo.com

Tengo  varios años de docente universitario en la facultad de medicina, y a lo largo de ellos he ido observando  ciertos aspectos que han ido cambiando en el pensamiento del estudiante de medicina.
Los jóvenes que ingresan hoy a las aulas universitarias tienen una preparación en cuanto a conocimientos generales muy vasta; sin embargo no lo mismo sucede en el aspecto moral, formativo y humano. Es decir hoy observamos numerosos universitarios con una hipertrofia en la dimensión intelectual en desmedro de la formación  humana, tan necesaria en todas  las profesiones; sobre todo las del campo de la salud.

Todo ello conlleva a que les sea muy difícil tener una visión profunda de las cosas, la reflexión no es el fuerte del estudiante de hoy. Esto podría ser muy peligroso sobre todo cuando se trata de situaciones límites en donde es preciso ejercer con profundidad el ejercicio de la razón.
Con marcada probabilidad, esta carencia de mirada profunda de los fenómenos, hace que sus criterios sean muy influenciables; sobre todo por las redes sociales –hoy en boga-; por cualquier titular impactante de los medio de comunicación  o tal vez por algún discurso impactante que escucha.

Las redes sociales son el fenómeno más influyente de los últimos tiempos, caracterizadas por la poca profundidad de sus publicaciones, en donde predomina lo breve y lo emotivo. En definitiva influye en el pensar y el actuar de la persona que está expuesta de forma crónica a  las mismas.

Hoy más que nunca  el hombre tiene facilitado el acceso al conocimiento gracias al internet, pero hoy en día le cuesta más difícil discernir sobre los aspectos ético-morales cuando lleva a la práctica los conocimientos adquiridos.
En cuanto a la medicina; no se debería concebir a un médico formarse únicamente en cuestiones técnicas vinculadas a la profesión; sino más bien procurar que se forme también en humanidad, moral, principios. Hoy  en la medicina predomina la corriente del aprendizaje técnico, olvidándose del aprendizaje en principios ético- morales.

El principal problema es que el mundo moderno relativiza todo, y cuando hablamos de ética, de principios hay cuestiones que no se pueden dejar al relativismo o al “libre criterio”, sobre todo cuando en medicina hablamos de la vida de un embrión, de un anciano, de un enfermo terminal, es decir de salvar una vida.

La ciencia a través de la técnica puede hacer muchas cosas asombrosas; pero ¿es ético que el hombre de ciencia haga lo que quiera con ella?

Si al joven estudiante de medicina no se le forma en principios le será muy difícil entender en toda su dimensión lo que significa salvar una vida..

jueves, 2 de abril de 2015

CRITICA A LA LEGALIZACIÓN DE LA MARIHUANA

CRITICA  A LA LEGALIZACIÓN DE LA  MARIHUANA
Proclamar que no podemos evitar la difusión de drogas es una mala señal
Julio María Sanguinetti, abogado y periodista, fue presidente de Uruguay (1985-1990 y 1994-2000).

Ya es un tópico en los tiempos que corren decir que la política represiva del consumo de drogas ha sido un fracaso y que ha llegado la hora de su legalización. Antes que nada digamos que el fracaso está mucho más en la sociedad contemporánea, que desde hace medio siglo ha sido ganada por un consumo devastador que todos los días nos cobra vidas, algunas tan notorias como la del actor Philip Seymour Hoffman, recientemente fallecido. Mientras las juventudes no sientan que sus vacíos espirituales, sus angustias existenciales o sus aventureras rebeldías no se saciarán con paraísos artificiales, habrá una demanda y, como inevitable consecuencia, existirá una oferta. Ser o no ser, esta es la cuestión, que dijera el célebre inglés.

A partir de esa demanda, la represión efectivamente no ha logrado —ni logrará— la erradicación del consumo. Su enfrentamiento a las redes del narcotráfico, sin embargo, han servido para detener su avance sobre el poder político y la influencia social. Si Colombia no hubiera resistido como lo ha hecho a la narcoguerrilla, ¿no es razonable pensar que hoy tendríamos un Gobierno digitado por los herederos de Pablo Escobar?
Lo que claramente decepciona es que siendo una prioritaria cuestión de salud, no se estén realizando las campañas preventivas que informen sobre los males que hoy sabemos fehacientemente que producen las adicciones, aun la célebre marihuana, que durante años fue tomada como inocua y hoy nadie duda, en la comunidad científica, de sus perniciosos efectos sobre la concentración, la depresión, la paranoia, la memoria y aun la inteligencia. También se sabe que aumenta el riesgo en los accidentes de tránsito, universalmente prevenidos en el consumo de alcohol y de más difícil control en su caso.

Nadie deja la heroína para fumar cannabis, mientras que el camino inverso es más verosímil
En mi país, Uruguay, desde hace muchos años está despenalizado el consumo personal y la tenencia de una dosis acorde con esa finalidad. Ahora, en medio de una formidable improvisación, se ha dictado una ley en la que el Estado asume el control universal de la plantación, comercialización, importación e industrialización del cannabis. Particularmente detallista, autoriza a las farmacias a venderle 40 gramos de marihuana por mes a quienes se registren oficialmente. Al mismo tiempo, se habilita el autocultivo de hasta seis plantas, con una cosecha máxima de 440 gramos y el cultivo en clubes de 15 a 45 socios, con un máximo de 99 plantas, que podrán producir la cantidad proporcional al número de sus integrantes. Se añade, ilusoriamente, que las variedades a plantar serán proporcionadas por el Estado y ninguna rebasará el principio de 0,5 de THC.

La propuesta nació bajo la proclama de evitar que se difunda el consumo de drogas peores y de reducirle al narcotráfico su espacio de actuación. Lo primero se ha demostrado sin fundamento por todas las cátedras y entidades de expertos en toxicología: nadie deja la heroína o la abominable “pasta base” para fumar marihuana, mientras que alguien que pasa esta barrera psicológica queda en posición de mayor riego para caer en la adicción a otros psicotrópicos más destructivos. En cuanto al narcotráfico, resulta ingenuo pensar que se le reducirá el mercado cuando seguirá comercializando todas las demás drogas y podrá estar detrás de ese jolgorio de plantaciones individuales y colectivas que cuesta pensar que el Estado podrá realmente controlar.

No ignoramos que en el mundo la tendencia que crece es la desregulación. Pero más por resignación que por la convicción de que la libertad nos lleve a la moderación. Bajar los brazos de este modo, proclamar la incapacidad de la sociedad para evitar la difusión de drogas y darle a los jóvenes la señal de que es algo permitido no nos conducirá a buen puerto. Que se estructuren políticas de reducción de daños y que internacionalmente procuremos mejores mecanismos de prevención parece impuesto por las circunstancias. Pero que individualmente un país se lance a la ventura, como en su tiempo lo hizo Holanda, no abre un camino de esperanza.

¿Cómo se explica que hayamos hecho tanto esfuerzo, y exitoso, para reducir el consumo del tabaco y ahora nos resignemos a que la marihuana circule como una bebida refrescante? ¿Quién ha demostrado que es “progresista” combatir el tabaco y “conservador” oponerse a la legalización de la marihuana? La cuestión es demasiado seria y compleja para reducirla a mágicas medidas de ingeniería social.

LINK DEL ARTICULO
http://elpais.com/elpais/2014/03/28/opinion/1396004815_356383.html

martes, 24 de marzo de 2015

LA NECESIDAD DE TENER CONFIANZA EN DIOS

LA NECESIDAD DE TENER CONFIANZA EN DIOS
Por: Pavlusha k. Luyando Joo
Lima-Perú

La confianza en Dios es señal de madurez del cristiano. El miedo, las dudas, el confiar solo en si mismo es voltear el rostro a Dios. Toda la vida cotidiana se debe construir en base a la confianza que Dios nos ayudará o nos priva de algo por nuestro bien.

Si una persona no confía en Dios, sino solo en sus fuerzas muy fácil caerá en el estrés incontrolable, ansiedad, pues no podemos estar en todas.


Dios nos pide confianza, nos pide que nos dejemos llevar por su mano y que nosotros pongamos nuestros medios humanos, es decir hacer lo poco o mucho que podamos; pero no debemos prescindir de. Recurrir a Dios en todo es signo de humildad, es signo
de que necesitamos de Él.
¿ALGÙN COMENTARIO?
Escriba a: luyandojoo@yahoo.com

BAJAR AUDIOS DE PRODUCCIONES SAGRADA FAMILIA
http://luyandojoo.podcast.es